Volver

Noticias

28/05/2018

La basura funciona sin pilas

Hay más de 600 puntos, entre comercios, colegios y centros municipales, donde se pueden depositar, además de llevarlos al ecoparque y a los ecopuntos móviles. El Ayuntamiento prepara una campaña para informar sobre la correcta recogida.

Hasta los niños saben -o quizá estos mejor que nadie por las campañas de concienciación que el Ayuntamiento, en colaboración con Ferrovial Servicios, lleva a cabo en los colegios- que las pilas son altamente contaminantes y que, cuando terminan su vida útil, no hay que tirarlas con el resto de la basura, sino a un contenedor especial. Sin embargo, por pereza y comodidad, en ocasiones, o por desconocimiento, en muchas otras, van a parar a cualquier otro contenedor como el de envases o el de los restos de comida orgánica.

En el municipio hay más de 600 puntos, que se pueden consultar en laverdad.es -ferreterías, comercios, colegios, consultorios y centros municipales, entre otros lugares-, para echar las pilas y, además, existe la posibilidad de llevarlas al ecoparque o a los ecopuntos móviles, que son los autobuses de la empresa Cespa Servicios Urbanos que recorren cada semana barrios y pedanías.

La concejal de Infraestructuras, Obras y Servicios Públicos, Rebeca Pérez, adelanta a 'La Verdad' que «tenemos la idea de iniciar un nuevo proyecto para recordar e informar a la ciudadanía sobre la correcta gestión de las pilas una vez agotada su vida útil». El mensaje es claro: la basura funciona sin pilas; así que estas no deben ir nunca a la basura en casa.

Los establecimientos y centros de trabajo pueden solicitar contenedores para baterías a la Concejalía de Limpieza.

Hoy día, el uso de estas pequeñas baterías permite que prácticamente todos los aparatos que nos rodean funcionen con energía eléctrica. Sin embargo, es importante tener en cuenta que estos dispositivos que convierten la energía química en energía eléctrica se oxidan con el paso del tiempo por la descomposición de sus elementos. Una vez que la envoltura metálica que recubre las pilas queda dañada, las sustancias químicas contenidas se liberan al medio ambiente causando contaminación. En mayor o menor grado, las sustancias pueden alcanzar cursos de agua (directamente por alcance de aguas superficiales o a través de filtración en el terreno y alcance de masas de agua subterránea). Como última consecuencia, pueden acumularse en la cadena alimentaria humana, a través de vegetales y organismos acuáticos, especialmente los peces. No todos sus componentes poseen el mismo grado de toxicidad, en cuanto a sus efectos sobre el medio ambiente. Las que poseen mercurio, cadmio o plomo son las que presentan un riesgo mayor.

En el último año, se han reducido los kilos de estas baterías desechables porque hay menos aparatos que las usan.

Para cuidar el medio ambiente, la primera medida que se aconseja es reducir su uso o utilizar otras alternativas, priorizando aparatos que se conecten a la red eléctrica, que utilizan 'Bluetooth', energía solar o láser. Es aconsejable el uso de pilas y baterías recargables y, aunque en principio cuestan más, su vida es aproximadamente 300 veces más larga que la de las comunes.

Además de los más de 600 puntos en los que ya se pueden llevar las pilas, el Ayuntamiento distribuye contenedores para la recogida de pilas que, posteriormente, son recogidas por la empresa concesionaria de este servicio, Cespa Servicios Urbanos de Murcia. Quienes deseen tener un contenedor de pilas, deben solicitarlo al Servicio de Limpieza Viaria, dependiente de la Concejalía de Infraestructuras, Obras y Servicios Comunitarios. Conforme los contenedores se llenan, el responsable del establecimiento debe llamar al teléfono 900 511 133 para que se proceda a su retirada.

Componentes reutilizables

Posteriormente, las pilas se transportan al ecoparque, en el polígono de San Ginés. Allí, se separan según composición y se almacenan según la normativa. Periódicamente, el gestor autorizado realiza la recogida para el traslado a centros de tratamiento. Hasta el 75% de los componentes de las baterías son reutilizables.

Entre el año 2016 y el 2017 se ha producido una bajada en los kilos de recogida de pilas, atribuible, posiblemente, a que cada vez se utilizan menos aparatos que funcionan con pilas y a que muchas de las que se usan son recargables.

Fuente: Diario La Verdad de Murcia

  • Compartir con:
  • Icono meneame
  • Icono delicious
  • Icono digg
  • Icono facebook
  • Icono tuenti